El Chocolate como Afrodisíaco

 mujer-chocolate

Haciendo un enlace con los temas posteados anteriormente, en el post de Quién mato a Cupido, mencionamos los efectos Afrodisíacos del Chocolate, pero antes de adentrarnos en las bondades exóticas de esta delicia, debemos conocer un poco que son los afrodisíacos, la palabra como principio viene del nombre de la diosa Afrodita.

Teóricamente un afrodisíaco es un sustancia  que se supone aumenta el apetito sexual, estimulando los sentidos básicos como el olfato, la vista, el tacto y el oído.

Dentro de la cocina, los platos presentados con gran carga de aromas y colorido, son una clara invitación al placer, sentimos como se nos hace la boca agua, y nos predisponemos a dejarnos seducir por su carga de  atributos. Desde la antiguedad se creía que algunos alimentos eran afrodisíacos, tal vez por sus formas que semejaban el órgano sexual masculino o femenino.

Afrodita, es en la mitología griega la diosa del amor y la belleza, equivalente a la Venus romana. La histonia nos la muestra  naciendo y surgiendo etérea y vibrante de la espuma de mar, y fue Botticelli quien la inmortalizo en uno de los cuadros más famosos y eróticos del arte medieval. Esta diosa presto su nombre y su lujuria, para dar  significación a toda esa carga erótica de los alimentos y de la gastronomía exótica.

En “El nacimiento de Venus el pintor más destacados del renacimiento florentino Sandro Botticelli, imagina una alegoría y representa en Afrodita, el amor pagano y el cristiano, la Tierra esta representada a  la derecha de la composición y  la Primavera que acude a cubrir a la delicada Venus con un manto de flores mientra a su izquierda, entrelazados en un abrazo de amor, aparecen Céfiro y Cloris.el-nacimiento-de-venus

Se le ha dado la característica de afrodisíacos a algunos alimentos que conforman nuestra cocina diaria, tal vez si los miramos desde este punto de vista, a lo mejor  lo son y nos sirven para darnos vigor y estimular nuestro deseo sexual. Lo importante es que realmente muchos de ellos con  los nutrientes, sabores y aromas nos invitan al deseo, el romance y la seducción. Los afrodisíacos se mencionan  en unos papiros egipcios de los años 2200 y 1700 a de C. y en Antiguo Testamento – Génesis 30: 14 y 15,  así como en los libros de amor de La India, de la Antigua Grecia y en las recetas de los árabes, llamándolos “sustancias milagrosas”.

Originalmente los afrodisíacos eran plantas cuya forma se semejaban en su estado natural a los órganos sexuales masculinos o femeninos o compartían el mismo perfume almizclado que las secreciones sexuales. Los griegos y romanos aderezaban su vida sexual, bebiendo Satirión (de la palabra griega sátiro, un dios que permitía los excesos sexuales), un brebaje obtenido de una orquídea cuyos bulbos tenían forma de testículos humanos. La mitología cuenta que Hércules, al recibir esta poción de manos de Tespios, desfloró a las quince hijas de su anfitrión en una sola noche.

Recordemos que el mejor afrodisíaco es el pensamiento, los sexólogos dicen que el mas importante órgano sexual es el cerebro, ese que se nos llena  de fantasías, y nos permite volar en las alas de Eros.

Indudablemente la almendra del cacao fue la más importante aportación que  América hizo a la mesa española y después a la del resto de Europa. Y fue España quien proceso el cacao y le añadió el azúcar para convertirlo en el chocolate.

Pero el cacao se cultivaba amorosamente y generosamente y en México y Nicaragua se le consideraba un verdadero tesoro, tanto que a quienes tenían extensas plantaciones de cacao se les consideraba Calachuní, una palabra equivalente a Príncipe, y se estimaban que eran muy ricos pues las semillas de cacao constituían la moneda de los primitivos mexicanos y todo su sistema monetario se basaba en ellas, en su forma natural y preparado como infusión era usado por los aborígenes americanos y tenía una acción beneficiosa contra la fatiga corporal.

La creencia popular considera al chocolate, un sustituto del sexo. Lo cierto es que el cacao tiene un alto efecto revitalizante sobre el sistema nervioso, contiene cafeína en pequeña cantidad. Contiene una elevada presencia de teobromina que aumenta su concentración. Fenitelamina, que es una sustancia que provoca una sensación de alegría y energía, tiene fósforo y Ácido fólico además de metilxantina, la cual es una sustancia estimulante, que favorece la concentración, evita la sensación de fatiga y estimula la actividad respiratoria y cardiaca, ventajas indudables a tener en cuenta para mejorar el rendimiento sexual.

De ahi la razon para regalar chocolates en el dia del amor y de la amistad al ser amado, para elevarle un poco la pasión y la predisposición a los encuentros amorosos… aunque según los Psicoanálisis de Sigmund Froid el mejor afrodisiaco es nuestra propia mente….

Una respuesta to “El Chocolate como Afrodisíaco”

  1. Excelente tema peter muy instructivo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: